domingo, 6 de noviembre de 2011

"Quizás te contagies a través de las lágrimas".

Ella sabía, se daba cuenta al salir a la calle que esto no estaba funcionando bien, que todo a su alrededor estaba desintegrándose.
Ella sabía que era invisible para todos, como lo es un perro sarnoso, tuerto, ciego y perdido en la calle, igual a un niño de la calle infestado de profunda tristeza. Hambrientos, drogados, infinitamente solos y desesperanzados en un crucero.
Ella lo sabía, ella lo sabía.

Melissa Ortiz.

1 comentario:

Garcibáñez dijo...

La intuición es una poderosísima antena, todo lo capta, lo bueno y lo malo, pero hay que saber que se sabe y saber saber.